Blogia
zeniaregalado

Wilma no tocará tierra cubana pero....

SE ESPERA QUE NO TOQUE TIERRA CUBANA PERO SUS LLUVIAS Y VIENTOS LA AFECTARÁN.

En pocas horas el huracán Wilma ha pasado a ser de categoría cinco, todo un monstruo que no cabrá por el canal del Yucatán, por lo que se esperan serias afectaciones por sus lluvias en la parte occidental de Cuba.
Específicamente en Pinar del Río- la provincia más occidental- se evacuarán más de 200 000 personas- de una población de unos 736 000 habitantes- . Para esa movilización están acondicionados 150 instalaciones, la mayoría de ellas escuelas, en las cuales se sitúa personal de salud, medicamentos, y desde luego se garantizará la alimentación.
La mayoría de las personas que comenzarán a evacuarse hoy en este territorio lo harán para casas de familiares y amigos, en un gesto de solidaridad que ya es una tradición en esta nación.
En cada barrio se sabe desde hace tiempo, y gracias a la labor de la sociedad civil cubana en la comunidad, para qué casa –con nombre y apellidos- irá cada vecino que viva bajo un peligro potencial, por el mal estado de su vivienda o por posibles inundaciones en zonas costeras y en las cercanías de los ríos, específicamente aguas abajo de ellos.
La información, una necesidad vital en este tipo de contingencias se asegura con la salida diaria de un suplemento especial del periódico provincial. Tres estaciones de radio y las cabinas ubicadas una en cada municipio están bajo las orientaciones de la defensa civil informando en cada sitio las medidas puntuales que se aplican en cada comunidad.
El telecentro provincial y la televisión nacional transmiten una programación especial para mantener a la población al tanto de lo que ocurre paso a paso con Wilma.
Cientos de radioaficionados se dislocarán por diversos puntos de la geografía pinareña para mantener el contacto con el puesto de dirección provincial contra catástrofes, que mantendrá comunicación por vía satelital con los sitios de más difícil acceso y que podrían incomunicarse.
Una parte de los pacientes no graves que están ingresados en los hospitales pinareños han sido liberados a sus hogares temporalmente para dejar sitio vacío previendo cualquier contingencia.
Por suerte en los municipios funcionan también unidades de terapia intensiva con personal especializado y todos los medios necesarios para atender un infarto, una operación de urgencia, un parto o cualquier tipo de eventualidad médica.
Este hecho es un logro para la vida de las personas, pues la incomunicación por ríos desbordados podría atentar contra el intento de mover a un enfermo de un sitio a otro.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

2 comentarios

Zenia -

BIENVENIDO JULIO.

GRACIAS POR ESTAR AL TANTO Y POR PERSISTIR EN EL INTENTO. SEGURO EL ACCESO A LA PÁGINA SE ENFRENTA TAMBIÉN AL MAL TIEMPO.¡QUÉ RECONFORTANTE ES LA SOLIDARIDAD¡.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Julio -

Me ha costado bastante tiempo entrar en tu blog. Ayer no pude entrar.
Ojalá Wilma no llegue a producir ninguna desgracia.
Es de admirar la organización que tenéis y los planes de prevención.
Un beso!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres